Cómo cepillarse los dientes correctamente

Actualizado: 16 marzo, 2022

Tener una buena higiene dental es de vital importancia para poder presumir de una sonrisa bonita y una boca sana. Para conseguirlo, es fundamental saber cómo cepillarse los dientes, pero también es necesario seguir unos hábitos de limpieza adecuados.

Para que obtengas los resultados deseados, y sobre todo evites la aparición de caries o del mal aliento, es importante que aprendas cómo hacerlo, así que quédate y lee el siguiente artículo, ¡Nosotros te enseñamos!

¿Cuál es la forma correcta de cepillarse los dientes?

Aunque cepillarse los dientes parece una de las cosas más sencillas del mundo, hay quienes todavía no saben cómo hacerlo adecuadamente. En este sentido, no solo vale con lavarse los dientes 3 veces al día, usar un buen cepillo o la mejor pasta de dientes del mercado, sino que lo que verdaderamente importa es saber utilizarlos correctamente.

Normalmente, cuando nos cepillamos los dientes no nos paramos a pensar en cómo lo estamos haciendo. Desplazamos el cepillo de arriba abajo y de lado a lado continuamente dando por hecho que la efectividad de estos movimientos es total. Sin embargo, un buen cepillado va más allá de eso. A continuación, te dejamos 5 pasos a seguir para que lo hagas a la perfección:

  • La posición de tu cepillo de dientes marcará el inicio de un buen cepillado. Colócalo horizontalmente siguiendo el borde de la encía y forma un ángulo de 45º. Así, lograrás llegar al surco gingival (espacio entre la encía y el diente), uno de los lugares donde más suciedad se acumula.
  • Realiza movimientos verticales desde la encía hacia el diente, de esta manera conseguirás arrastrar la suciedad.
  • Recuerda que la placa bacteriana no solo se acumula en la cara delantera de los dientes, esto también ocurre en la trasera. Para limpiarla, coloca el cepillo de manera vertical y realiza varias pasadas.
  • Aunque se encuentren en la parte más lejana de la boca y no se vean a simple vista, también es fundamental efectuar una buena limpieza de los molares. Para ello, desliza tu cepillo de dientes a la vez que realizas suaves movimientos circulares.
  • Para finalizar el cepillado, es recomendable utilizar hilo o seda dental. De esta manera, conseguiremos eliminar los restos de comida que no hemos podido quitar con nuestro cepillo de dientes. Además, para evitar que tu lengua se vea sucia, no olvides cepillarla mínimo una vez al día con un limpiador o raspador lingual.

¿Hay que enjuagarse la boca después de lavarse los dientes?

Cuidar de nuestra boca es fundamental para lograr tener una sonrisa bonita y sana. Por ello, después de cepillarnos los dientes, también es necesario enjuagarse la boca con colutorios para completar el lavado dental.

Al tener un formato líquido, los colutorios pueden llegar a limpiar zonas de la boca que resultan totalmente inaccesibles para un cepillo de dientes. Por eso, resultan fundamentales para tener una perfecta higiene bucal.

Una de las principales ventajas de los enjuagues bucales es la frescura y la sensación de pureza que dejan después de usarlos. Además, son una de las mejores herramientas para deshacernos del mal aliento.

Cepillarse los dientes con cepillo manual

¿Cómo cepillarse los dientes con cepillo eléctrico?

Uno de los factores que más influye a la hora de tener una buena higiene dental es utilizar un cepillo eléctrico. Está demostrado que estas herramientas permiten eliminar a fondo la placa bacteriana y obtener mejores resultados. Esto es posible gracias al innovador mecanismo rotatorio que utilizan, el cual permite ejecutar un movimiento mucho más rápido que el de un cepillo de dientes tradicional.

Ahora bien, los cepillos eléctricos no hacen milagros por sí solos. Si queremos conseguir una sonrisa blanca y bonita, tenemos que aprender a utilizarlo correctamente. De esta manera, lograremos prevenir la aparición de sarro, caries o el mal aliento, entre otras cosas.

En este sentido, y al igual que en el manual, lo más importante es la posición del cepillo, el cual debe formar un ángulo de 45 grados. Una vez colocado, hay que empezar a cepillar cada diente uno por uno durante un período de tiempo de entre 3 y 5 segundos por pieza dental.

Lo más lógico es comenzar el cepillado por la parte delantera, realizando sucesivos movimientos circulares sobre cada diente y una vez hecho esto, dar paso a la limpieza de la cara trasera.

Es importante que no te olvides de cepillar los huecos existentes entre un diente y otro ya que, a diferencia de los cepillos convencionales, los eléctricos disponen de una mayor precisión para eliminar los restos de comida que se acumulan entre pieza y pieza. Recuerda que, si la separación es demasiado grande, puedes utilizar un cepillo interproximal para limpiar mejor el espacio interdental.

Aun así, y como hemos explicado anteriormente, una boca completamente limpia no depende única y exclusivamente de eliminar la placa bacteriana acumulada en los dientes. Además, hay que cuidar otros elementos como la lengua y un cepillo eléctrico es la herramienta ideal para ello.

¿Cómo cepillarse los dientes con brackets?

Lavarse los dientes es una de las cosas que más preocupa a las personas que acaban de ponerse brackets. El miedo de que al frotar alguna de las piezas metálicas pueda despegarse siempre está ahí. Sin embargo, tan solo es necesario tener un poco de tacto para evitar que esto ocurra.

Lo más importante a la hora de cepillar los dientes con ortodoncia es no realizar movimientos muy bruscos. Los pasos a seguir son exactamente los mismos que los que realizaría una persona sin aparato, a diferencia de que esta ha de hacer hincapié en la limpieza de los alambres para evitar la acumulación de restos de comida. Para ello, debe colocar el cepillo en sentido horizontal y deslizarlo desde arriba hacia abajo, formando siempre un ángulo de 45º.

Además, en este caso es muy recomendable que las personas que utilizan brackets tengan siempre a mano un cepillo interdental. De este modo, podrán utilizarlo fuera de casa y deshacerse de cualquier trocito de comida que se haya quedado enganchado en el alambre accidentalmente. ¡No hay excusa para no lucir una sonrisa limpia!

Conclusiones

A raíz de todos estos consejos, ya sabes cómo lavarte los dientes correctamente, qué cepillo de dientes es más recomendable usar y qué otros complementos puedes utilizar para perfeccionar tu higiene bucodental.

Recuerda que la salud entra por la boca.  Por ello, es fundamental que realices un buen cuidado gingival y dental, para poder así lucir una sonrisa bonita y llevar una vida sana.