curetaje dental

A la hora de cuidar nuestros dientes, de bacterias y posibles enfermedades, un curetaje dental es una excelente opción. Así mismo como cuidamos nuestro cuerpo realizando ejercicios y cuidando nuestra alimentación, debemos preservar nuestros dientes y zona bucal en general.

El curetaje es una técnica de limpieza que debe ser realizada por un profesional en el tema de odontología y llevarse a cabo en una clínica o centro dental adecuado, cuyo único fin es eliminar la placa bacteriana que coexiste en nuestros dientes y encías, evitando posibles enfermedades como gingivitis o periodontitis.

Este es un tratamiento muy común y realizado con frecuencia en múltiples centros de salud. Más adelante te mencionaremos el precio asociado que tiene, como se realiza, que requiere y más.

Curetaje: Qué es y precios

 

El curetaje dental es un tratamiento odontológico cuyo único fin en limpiar de forma intensiva y a profundidad el área de las encías, con la finalidad de erradicar la placa bacteriana o piorrea que pueda existir.

Para poder realizar este procedimiento odontológico, es necesario que se lleve a cabo por un experto en el tema de la periodoncia. Aunque generalmente cualquier persona con estudios especializados en la salud dental, puede realizarlo satisfactoriamente.

Se debe destacar que un curetaje de encías, no es lo mismo que una limpieza profesional profunda, son tratamientos odontológicos diferentes con distintos fines.

En la limpieza simplemente se elimina los cúmulos de sarro que están pegados a la superficie del diente al nivel del máximo del tope de las encías, evitando así que estos lleguen a acumularse e ingresen dentro de las encías. Es considerado como un tratamiento preventivo para cualquier enfermedad periodontal.

Mientras que el curetaje dental, no es un tratamiento preventivo, sino más bien abocado a tratar el problema. Este se realiza ya cuando el problema alcanzo la raíz del diente y se requiera tratarlo para evitar complicaciones y enfermedades.

En cuanto al precio curetaje dental, podemos decir tiende a variar según el especialista y centro clínico donde se proceda a realizar el procedimiento. Generalmente tiende a oscilar entre los 54 € y 70 €, según los factores ya descritos anteriormente.

Descubre cómo se realiza un curetaje dental y si de verdad duele. ¿Es bueno para las encías?

 

Este tratamiento odontológico se divide en dos fases, cada una con una diferente finalidad, a continuación, te explicaremos a detalle cada una de ellas.

Primera Fase. Proceso de raspado y eliminación de depósitos de sarro y placa

Esta es la primera etapa del curetaje, aquí se procede a realizar una limpieza bucal, buscando erradicar la mayor cantidad posible de sarro y placa. Generalmente se comienza con un raspador de ultrasonido y luego otros instrumentos especializados para eliminar toda la placa y sarro restante, al nivel de las encías

 

Segunda Fase. Proceso de curetaje

En esta etapa se procede a realizar el ya descrito curetaje dental, mediante la ayuda de un instrumento odontológico denominado cureta, encargado de erradicar el sarro y la placa bacteriana. Como se considera un tratamiento de tipo invasivo y algo doloroso, se utiliza anestesia local en dos sesiones de 30 a 45 minutos.

Este procedimiento de 2 fases, variará en su duración dependiendo de la dificultad de caso. Si la infección ha invadido gran parte de las encías, el experto en periodoncia dividirá el proceso por cuadrantes y procederá a tratar un solo cuadrante por sesión para evitar molestias al paciente y demasiado tiempo de ejecución.

Ahora bien, es normal preguntarse si el curetaje dental duele en su aplicación y luego que se termine. Cabe destacar que este procedimiento generalmente se realiza cuando se posee una enfermedad o afección de las encías, las cuales puede otorgar mayor o menos sensibilidad en esta zona.

Si la enfermedad de las encías tiene tiempo desarrollado y otorga mayor sensibilidad en esta zona, es probable que el procedimiento de curetaje se torne algo incómodo y doloroso. Dependiendo del caso se aplica anestesia local, para evitar cualquier molestia y al mismo tiempo poder limpiar más profundamente la encía.

El curetaje duele, si por alguna razón el paciente no asimila la anestesia o no se puede aplicar la misma por alguna reacción alérgica. Esto se debe a que, al no poder dormir las encías no es posible calmar la sensibilidad que causan las enfermedades asociadas a las encías.

El procedimiento de curetaje dental es sin duda totalmente beneficioso para las encías de cualquier persona, estén enfermas o no. Esto nos permite cuidarlas y mantenerlas sanas, y al mismo tiempo mantener la firmeza de nuestros dientes, que resultan esenciales para nuestra cotidianidad.

 

¿Qué enfermedades se puede sufrir si no se realiza un curetaje dental?

Son muchas las afecciones que puede sufrir una persona en el área de las encías por diferentes razones, desde falta de higiene hasta factores externos. Pero en general son 2 las enfermedades que más tienden a desarrollarse, las cuales son la gingivitis y periodontitis.

Estas generalmente depende una de la otra, es decir primero adquieres una y si no es tratada a tiempo pasa a convertirse en la otra. Cuando se llega a producir sarro y placas bacterianas bajo las encías, provoca una infección que pudiese afectar los tejidos de los dientes.

La primera etapa de esta afamada infección, se le conoce como gingivitis, la cual generalmente no tiende a causar síntomas, motivo por el cual, diagnosticarla suele ser complicado a simple vista, solo un experto en temas de cuidados dentales puede determinarlo.

Luego, en el momento que esta infección evoluciona y origina a que se produzcan sangrado regular, mucha sensibilidad, inflamación, piezas dentales corridas o movidas y retraimiento de la encía, ya paso de ser gingivitis a periodontitis.

El tratamiento de estas enfermedades es diferente, generalmente para curar o eliminar la gingivitis, bastará con simplemente realizar un curetaje dental. Mientras que, para erradicar la periodontitis, es necesario en ocasiones acudir a la cirugía para eliminar las bolas y realizar una limpieza con mayor profundidad.

Dicho esto, es importante señalar que realizar un curetaje dental a tiempo puede ser vital para evitar posibles complicaciones dentales. Es accesible, de fácil ejecución y con resultados inmediatos.